El envío de email es una de esas estrategias de automatización para inbound marketing, forma parte de las más importantes en la actualidad, ya que es capaz de generar un nivel alto del retorno de la inversión.

Pero para lograr este objetivo, así como para aumentar ventas y fidelización con los suscriptores, debes seguir estos cincos consejos básicos para crear una newsletter efectiva.

¿Qué es una newsletter?

Se trata de un modelo de email que tiene una frecuencia de envío periódica. Puede tener muchos objetivos, como distribuir contenidos de valor, ofertas, descuentos, lanzamientos de productos o notas de prensa. Para hacer esto, es necesario construir una base de datos, cuando se trata una newsletter, éstos se pueden obtener a través de un sitio web o redes sociales.

Los usuarios se suscriben y ofrecen su permiso para el envío de email, esto es importante ya que ésta actividad está regulada por el Reglamento General de Protección de Datos de la Unión Europea. Establece que los usuarios que forman parte de la lista de suscriptores deben proporcionar un permiso antes del envío de información.

En lo que se refiere a inbound marketing, se trata de una alternativa del email marketing para hacer que los usuarios evolucionen en el embudo de ventas. Si eres capaz de cautivar a los suscriptores con tu correo, es muy probable que te tengan en cuenta en sus futuras compras, igualmente, son geniales para generar fidelización con la marca.

Aparte, con ayuda de una newsletter también puedes visualizar las interacciones de los usuarios, determinar cuáles son los enlaces más visitados y cuáles generan mejores resultados. Con estos análisis puedes perfeccionar, segmentar y personalizar tus envíos, de forma que el proceso de venta sea más corto y efectivo.

Objetivos de una newsletter efectiva

Para determinar que una newsletter es efectiva es necesario hacer que cumpla los objetivos, pero ¿Cuáles son esos objetivos? Debes plantearlos al momento de iniciar cada campaña, puede ser atraer público nuevo, generar ventas, convertir más usuarios, mejorar la imagen de marca y más.

Cualquier finalidad que tengas en mente debes adaptarla a una serie de factores, que te mostraremos en este apartado.

Cuando se trata de inbound marketing, la finalidad de estas estrategias de email marketing se basan en lo siguiente.

  • Difundir: Es uno de los objetivos que debes aprovechar en tus estrategias de contenidos, bien puedes simplemente dejar que tu blog subsista de tráfico orgánico, pero también puedes avisarles a tus suscriptores sobre tus post nuevos por esta vía de difusión.
  • Convertir: Consiste en preparar a tus leads para la próxima etapa del embudo, es decir, esa donde preparas una oferta de compra ajustada a sus gustos e intereses. Con un boletín electrónico tienes la oportunidad de analizar su comportamiento y saber en qué está más interesado.
  • Fidelizar: Como lo viste al principio, fidelizar es uno de los principales objetivos de esta herramienta, puedes hacerlo compartiendo contenido útil como manuales de uso, guías o recomendaciones. Esto también puede funcionar para hacer ofertas más personalizadas en el futuro.

5 consejos clave para crear una newsletter efectiva

Cuando se trata de email marketing es importante que tengas en mente tres factores, el contenido, el momento y la persona. Esto quiere decir que tus envíos deben contener la información de valor perfecta, al mismo tiempo, debe ser enviado en el momento correcto y a la persona más adecuada.

Por otro lado, mientras cumples tus objetivos, también debes tener en cuenta cómo medir los resultados ¿Cierto? Para esto puedes apoyarte de una herramienta de CRM o gestión de relación con el cliente, o cualquier otra plataforma para analizar los resultados de email marketing. Pero debes prestar atención a algunas métricas más que a otras.

Las más importantes son Open Rate o tasa de apertura, es decir, la cantidad de veces que tu email ha sido abierto. Y Click To Open Rate, también conocido como la tasa de clics. Ésta última contabiliza los clics dentro del mensaje del email, esto quiere decir que las personas están interesadas en el contenido. Como consecuencia, también aumentas el tráfico a tu sitio web o blog.

En este sentido, para crear una newsletter efectiva debes tener en mente lo siguiente.

  • Lo primero es lograr que el usuario abra el correo, para esto debes concentrarte en hacer un asunto atrayente y contar con un remitente confiable.
  • Lo segundo es hacer que el suscriptor haga clic dentro del mensaje, en el CTA o call to action que utilizaste para redirigir a tu sitio. Aquí es necesario personalizar el contenido y evaluar el diseño.
  • Por último, es necesario optimizar la lista de suscriptores y establecer una buena frecuencia de envíos, de forma que los objetivos queden reforzados.

Concéntrate en el asunto y en el remitente

Como lo explica el apartado anterior, es necesario empezar por crear un buen asunto y utilizar el remitente más apropiado. Son los factores más importantes porque es lo primero que verá el suscriptor, allí determinará si vale la pena o no aperturar el email.

La verdad es que al principio puede ser algo difícil generar un asunto perfecto, que persuada al usuario lo suficiente para obligarlo a abandonar lo que sea que esté haciendo, solo para leer tu correo. Para esto puedes utilizar dos alternativas, son las siguientes.

  • Opción 1: Utiliza el título del contenido que estás difundiendo, si cuenta con un poder de atracción  orgánico alto, que incluso funciona en buscadores, seguramente también funcionará para atraer a tus suscriptores.
  • Opción 2: Incluye un tag o una etiqueta, de forma que el usuario pueda entender de qué se trata, sin tener que generar mucho misterio. Estas etiquetas pueden ser [Nuevo producto], [Post reciente], [Noticias], [Ofertas], entre otras.

En cualquier caso, puedes realizar pruebas A/B, consiste en enviar dos emails con el mismo contenido, pero con diferentes asuntos. Después, podrás determinar cuál de los dos tuvo más aperturas, así sabrás cuál opción o estrategia utilizar en futuras campañas.

Consejos para crear un buen asunto

Después de determinar qué tipo de asunto es mejor para tus envíos, es momento de que te concentres en otros factores de esta línea. Aquí tienes algunos consejos adicionales para crear asuntos de newsletters efectivas.

  • No utilices una misma fórmula todo el tiempo, por ejemplo, si eliges utilizar tags, no las incluyas en cada envío, diversifica tu estrategia y despierta la curiosidad de tus suscriptores.
  • Los asuntos deben ser breves, no más de 50 caracteres, así se comprenden fácilmente y el usuario determinará más rápido si vale la pena abrir el email.
  • Establecer un estilo propio y consistente, no redactes títulos o asuntos que se diferencien mucho de los anteriores. Esto permite que el suscriptor reconozca tu estilo con el tiempo, de forma que al leer el asunto sepa que se trata de ti.

¿Cómo generar confianza con el remitente?

Por otro lado, no puedes olvidarte del remitente, es el nombre que identificará de dónde proviene el email. Este factor también es importante al momento de la apertura, porque genera confianza en el usuario.

Al visualizar quién envió la newsletter podrá saber que no se trata de un extraño o de un contacto por error. Existen tres métodos para mostrar el remitente, son los siguientes.

  • Nombre y apellido: Es muy recomendable para usuarios que ya conocen la marca, que conocen quiénes trabajan allí. Se puede utilizar el nombre y el apellido del gerente o alguien reconocido. Esto genera más confianza y transparencia en el envío.
  • Nombre de la marca: También se puede utilizar el nombre de la marca, pero a veces es más apropiado para comunicaciones institucionales. Aunque permite que el usuario identifique al remitente de inmediato.
  • Marca y nombre: Esta es una tendencia genial, consiste en incluir el nombre y la marca. Por ejemplo, Daniel Pérez de Securitas puede ser un remitente que genere confianza y al mismo tiempo reconocimiento.

Es necesario hacer que esto también coincida con la dirección de email del remitente. Por ejemplo, si se trata del nombre de una persona, el email debe ser así nombre.apellido@gmail.com o nombre.apellido@empresa.com.

Personaliza el contenido

Ahora, lo siguiente que debes tener en cuenta es el contenido. En caso de que las estrategias de apertura con el asunto y remitente funcionen, es necesario que te adelantes para hacer que el usuario haga clic en el CTA dentro del email.

Es obvio que este botón o enlace va dirigido a tu sitio web, puede ser un post reciente en tu blog, una landing page o un formulario de contacto.

No importa cuál es el tipo de enlace que vayas a incluir, lo importante es hacer que el contenido sea tan valioso que el usuario no pueda resistirse a hacer clic ¿Cómo lograrlo? Bueno, el factor personalización es importante, especialmente cuando se trata de un canal de comunicación tan directo como el email.

Para empezar, en el un correo de bienvenida a tu nuevo suscriptor, puedes incluir una encuesta para saber cuáles son sus expectativas en cuanto al contenido de las newsletters.

Puedes hacerlo escoger entre categorías interesantes, por ejemplo, si tienes una empresa de repostería, puedes preguntarle “¿Qué te gustaría cocinar?” y darle opciones como helados, pasteles, brownies, postres saludables, etc.

Ideas sobre contenidos para un newsletter

  • Lo más común es enviar actualizaciones de tu último post, en el mensaje puedes redactar las ventajas del post o hacer una previa con algunos datos, que luego pueden ampliar si hacen clic.
  • Los elementos de conversión también ofrecen buenos resultados, por ejemplo, un e-book, una guía, checklists, etc. Son formatos descargables que pueden obtener a cambio de datos de interés, que necesitas para personalizar más tus envíos (localización, género, profesión, etc.).
  • En caso de que el envío tenga un objetivo de fidelización puedes incluir temas de valor en el contenido. Si un usuario acaba de comprar un producto, puedes enviarle una newsletter con un manual de uso, recomendaciones o consejos.
  • No mezcles demasiados contenidos, aunque tengas cinco posts nuevos para difundir, es mejor incluir solo 2 o 3. Esto se debe a la densidad de enlaces, mientras menos tenga, más efectivos serán.

Tips para tener un contenido de email más efectivo

  • Prioriza el contenido: Si vas a incluir más de un contenido en el email, debes jerarquizarlos. Utiliza solo uno para crear tu estrategia, dale prioridad y que sea lo primero que vea el usuario al aperturar.
  • Utiliza la postdata: Es un espacio al final de texto que puedes utilizar para otras estrategias, puedes incluir un formulario de contacto, un enlace de ayuda o incluso una frase motivacional para darle un estilo más atractivo al mensaje.

Evalúa los mejores diseños

Aunque bien puedes utilizar cualquier servicio de envío de email para diseñar tu newsletter, como Gmail, lo más recomendado es que contrates un programa de envíos masivos.

Por ejemplo, un sistema de CRM o gestión de relación con el cliente tiene herramientas automatizadas de envío de email, que normalmente incluye un editor de correos. La mayoría de estos emiten diseños responsivos, compatibles con cualquier tipo de dispositivo.

De forma que al momento en que tu usuario visualice el email, todos los títulos, botones de call to action e imágenes tengan una estructura apropiada. Igualmente, dentro de estas plataformas también ofrecen plantillas prediseñadas para cualquier tipo de envío, solo tienes que escoger la que esté más acorde con tu boletín y analizar las reacciones de tu audiencia.

Asimismo, también debes prestar mucha atención a los diferentes elementos visuales dentro del diseño, mira siguientes opciones para que puedas crear un boletín alcance todos los objetivos de tu campaña.

Email con texto plano

Es el modelo más básico de todos, el contenido está hecho literalmente de solo texto, excluye cualquier tipo de gráfico o imagen. Aun así, puede incluir formatos como frases en negrita o lista de bullets points, asimismo, también puedes añadir hipervínculos para registrar visita a tu sitio web.

Aunque no es un diseño muy llamativo, puedes utilizarlo para diferentes finalidades, como una sección de preguntas y respuestas o para avisar sobre un nuevo post. Aunque a simple vista puede parecer aburrido, este tipo de correo también puede ser positivo para evitar la bandeja de spam.

Texto HTML

Es uno de los más utilizados por empresas, ya que puede recrear un diseño muy simple con código HTML. En este caso, sí puedes incluir elementos visuales como imágenes, una cabecera, botones de CTA, logotipos, entre otros. Aun así, puedes combinar todas las estructuras con texto, incluyendo los tradicionales hipervínculos.

Algunos expertos en email marketing aseguran que es necesario crear una relación entre la cantidad de imágenes y la densidad de texto, de esta forma, puedes asegurarte de atravesar todos los filtros de los servicios de email y evitar caer en la bandeja de spam.

Igualmente, la mayoría de los editores de newsletters generan un código HTML al finalizar la edición, ya que este suele ser el más compatible con los servicios de email.

HTML Enriquecido

Por último, puedes utilizar diseños con HTML enriquecido, consiste en combinar el texto del código dentro de una imagen. En este caso, también es posible vincular una imagen con un enlace, Asimismo, también puedes crear botones más llamativos y diseños totalmente espectaculares. Son ideales para esos envíos que no requieren muchas formalidades, aparte, generan una buena tasa de clics.

También puedes incluir otros elementos como iconos, vídeos, GIF’s, diferentes tipos de tipografía, infografías, encuestas, formularios y más. La idea es crear una estructura totalmente dinámica e interactiva, de forma que llame la atención del usuario.

La desventaja de este diseño, es que el HTML enriquecido suele ser categorizado como publicidad, por lo que puede terminar en la bandeja de promociones o spam, algo que puede reducir drásticamente la tasa de apertura.

Establece una frecuencia de envío

Existe una tendencia que indica que mientras más envíos realices, más éxito tendrás en tu estrategias de marketing. Sin embargo, este es un consejo más bien dirigido al marketing de contenidos. Cuando se trata de email debes tener un poco de cuidado, ya que si envías una gran cantidad de correos de forma frecuente, puede que los servidores te incluyan en listas negras.

Así que lo más apropiado es enviar una vez a la semana o cada quince días, también debes tener en cuenta la frecuencia con la que actualizas tus contenidos. Si tu blog es actualizado cada semana, entonces puedes realizar una campaña de envíos cada semana.

Lo más recomendado es seleccionar los post que tuvieron mayor éxito en la semana, esos que tuvieron una gran cantidad de visitas a través de redes sociales o a través de búsquedas orgánicas. Aquí tienes algunas sugerencias para la frecuencia de envíos.

  • Diario: Es ideal para las empresas que ya tienen una audiencia sólida y que realizan actualizaciones de contenido hasta tres veces al día. Una frecuencia de envío diario mantendrá a la audiencia interesada.
  • Semanal: Es genial para hacer un resumen de los contenidos más importantes publicados en la semana, también es recomendable en caso de que tengas una audiencia más activa los fines de semana.
  • Mensual: Emplea esta opción en caso de que no actualices tus contenidos constantemente. Sin embargo, al momento de diseñar asegúrate que sean temas evergeen, de forma que no pierdan efectividad en el tiempo.
  • Nuevo post: Si no tienes un horario para actualizar tus contenidos, lo mejor es enviar una newsletter cada vez que actualizas. Esta frecuencia no tiene un horario específico, sin embargo, debes tener en cuenta cuáles son las horas en las que tuvo usuarios están activos.

Optimiza la lista de suscriptores

Para finalizar, en necesario contar con una lista de suscriptores o base de datos optimizada y actualizada, de forma que todos tus esfuerzos en el diseño y en la estructura del newsletter no se desperdicien. Aparte, si estás al tanto de esto podrás conocer mejor a tu usuario, entender cuáles son sus necesidades e intereses.

En el proceso también puedes utilizar encuestas, para preguntar directamente cuáles son los temas que más les gusta. Igualmente, como se trata un canal de comunicación más directo también puedes solicitar opiniones o comentarios personales, abriendo paso a una estrategia de personalización.

Segmenta la lista

Una de las mejores técnicas para optimizar a los contactos es segmentar la lista. Consiste en crear categorías o grupos que cuentan con intereses o necesidades similares, de esta forma, puedes relacionar los contenidos con estas características.

Esta es una gran estrategia para garantizar una especie de conexión con el usuario, aparte, es una técnica infalible para aumentar la tasa de clics.

Existen muchas formas de segmentar las bases de datos, puedes hacerlo con datos demográficos, por ejemplo, los que viven en una misma ciudad o tienen la misma edad.

Igualmente, también puedes hacerlo siguiendo la etapa en la que se encuentren con tu negocio, si se trata de un contacto nuevo, si ya conoce tus servicios o si ya han comprado anteriormente.

Elimina suscriptores que no responden

Otra recomendación para mantener la lista de contactos utilizada, es eliminar los suscriptores que no realizan ningún tipo de interacción. Es decir, aquellos que no aperturan los email, que no hacen clic en ninguna de los enlaces dentro del diseño y que nunca realiza ningún tipo de respuesta.

Lo más recomendable es enviar un email de confirmación, algo así como “¿Quieres seguir recibiendo esta newsletter?”, para evitar eliminar un contacto que sí quiere mantener una relación con la marca. Dependiendo de la respuesta o incluso si no abre el correo, puedes proceder a eliminarlo.

Como último consejo para crear una newsletter, en necesario que pruebes diferentes estrategias constantemente.

Solo así sabrás cuáles son los elementos que más les gusta a tus suscriptores y cuáles son las tendencias más populares en el mercado. Con esto, podrás aprovechar todos los beneficios del retorno de la inversión de email marketing y triunfar con tu estrategia.

Pin It on Pinterest